martes, 15 de marzo de 2016

Comparativa: Eco privado vs Eco Seguridad Social

Necesito mucho escribir sobre esto, me quedé muy loca la semana pasada con este tema... Como os conté en la entrada pasada, aunque ya me había hecho la eco de las 12 semanas por el privado, al darme también la opción de volverla a hacer por la SS no me lo pensé mucho y fui. 

La Eco en el privado fue perfecta. El hospital lo conozco muy bien, aparte de que lo tengo en mi misma calle, trabajé ahí hace unos años. No es muy grande y es muy acogedor. Al llegar, nos dio una enfermera el consentimiento, indicándonos donde lo podíamos rellenar y enviándonos a una sala de espera comodísima, con sillones enormes, muy tranquila. Al poco vino a por nosotras (siempre voy con mi madre) y fuimos a la sala donde me harían la eco. Era preciosa, con una temperatura ideal. Me dio una sábana para cubrirme las piernas, aunque sólo debía descubrirme la tripa. A mi lado, dos silloncitos para los acompañantes, mi madre se sentó bien cómoda a mi lado. En frente teníamos un pantallón enorme donde poder ver bien la eco. Llegó la doctora, muy amable. Comenzaron a grabar un dvd de todo y empezó. Todo el tiempo iba comentando lo que veía, hacía bromas sobre lo mucho que se movía, nos señalaba partes menos identificables por nosotras, como sus órganos internos y tal... Nos dejó escuchar su latido bastante rato, lo ponía de mil posturas, nos comentó que le parecía una niña... De todo, un gustazo. Duró casi 20 minutos. Al finalizar, me dieron un informe más 3 copias, el dvd y fotografías de TODO, como 20 imágenes, sin exagerar.  

Por el contrario...

La eco en la SS fue una decepción enorme. Llegamos al hospital un poco antes de la hora, la sala de espera era la común para todas las especialidades que había en esa planta. Junto a nosotras, mejor no os cuento lo que había sentado... puede quedar muy feo por mi parte y no quiero, pero vamos, higiene y educación, cero. Los asientos eran como paneles de hierro, horrible y estando embarazada, el doble de horroroso. Salió una auxiliar, me acerqué y comenzó a preguntarme datos personales delante de todo dios, me dio una copia apenas legible del consentimiento y ¡hale!, rellénalo como puedas. Más de una hora después, nos llamaron. Esa sala... ¡Buffff! La doctora ni se levantó de la silla, dijo hola y seguidamente, nos mandó a la zona de atrás, donde habían dos residentes. Me hicieron tumbarme en una camilla que estaba inclinada hacia delante, les dije que me escurría, que estaba muy incómoda. La respuesta fue que era porque yo era alta, fin. Y así me quedé. A todo esto, mi madre tuvo que buscar un hueco, de pie, incómoda y fatal. No había pantalla, sólo el monitor del ecógrafo, que apuntaba sólo a la resi sin importarle lo más mínimo que lo que ahí veía era a mi bebé y que oye, igual quería verlo... Pues no, tenía que levantar mi cuello y casi desnucarme para poder ver un pie. La resi sentada, el otro de pie detrás y ni mu. Nadie me decía nada. Al final, se le ocurrió decirme: "mira, esto son los brazos y esto son las piernas" ¿En serio? ¿No me digasss? Sin comentarios. Me dio una servilleta para limpiarme la tripa y fin. Volví con la doctora, me dijo que todo estaba bien y que volviera ¡en mayo! Alucinada. Sacaron como 8 imágenes de la eco y TODAS se las quedó ella, ni una me dio. 

Os digo lo que de verdad sentí: pena, mucha pena. Porque yo tengo la suerte de tener un seguro privado, pero ¿y los que no?. Esa eco, en la SS es la primera que le hacen a una embarazada. Yo imagibaba que eso hubiera sido lo primero y único que hubiera tenido y me daban ganas de llorar. Y luego ¿esperar hasta mayo para la siguiente? Uff, me parece muy cruel. Lo siento, pero una mujer embarazada me resulta mucho más especial, creo que merece otro tipo de trato y delicadeza. La sesibilidad está a flor de piel, hay muchas dudas y miedos, creo que necesitan una empatía y trato mucho más humano y atento. Lo digo tanto como paciente como sanitaria que soy, que soy de la profesión y no, no fue un trato pensado para una mujer en ese estado. Haz una eco, pero es muy importante tranquilizar, comentar que lo que ves está bien, darle paz e ilusión, explicar lo que ella no entiende y tú si. Y algo que puede resultar tan tonto como una foto, pues para una embarazada es un mundo, porque es la imagen del hijo que lleva dentro, lo más importante y valioso de su vida. ¿Tan difícil es? 

Necesitaba contar esto, salí con una mala sensación. Yo contraté un seguro privado cuando comencé con mis tratamientos de reproducción asistida y, hoy por hoy, confirmo que es lo mejor que hice. Es un sacrificio, pero gracias a dios que está la opción. Independientemente de todo esto, no hay excusa para el poco tacto del público, no me cansaré de decirlo.   

6 comentarios:

  1. Hola nena! Soy @saritabonitanai, y la verdad es que estoy totalmente de acuerdo contigo.
    Yo me hice la eco en la privada, que no el screening ni nada, y estuve 45 minutos sin exagerar. Las instalaciones super limpias y el ecógrafo se veía super bien. Me miraron a mis dos bebés y se veían perfectamente, me dijeron hasta lo que podian ser. Me sacaron 15 fotos y me las dieron para que me las quedara y me fui tan contenta a mi casa, pensando que días después tenía la de la s.s.

    Cuando fui a la s.s, primero que siendo de alto riesgo a las 12s no me había visto nadie, y si no es porque voy a la privada no sabría que estoy de mellizos. Estuve también esperando como los demás pero había muy pocas sillas (que aquí en Málaga imaginate lo que había en el materno...) y estuvo conmigo un buen rato. El ecógrafo era una mierda, para qué mentir, no se veía nada ni en el monitor (que yo por suerte si lo tenía enfrente) ni la chica veía mucho en el suyo. Mi segundo melli apenas lo vió bien y me hizo las mediciones del screening no sé cómo, porque estaba todo el rato de espaldas y transversal.

    Esta mañana he vuelto a ir a la privada y sigue siendo una maravilla.
    Yo no tengo seguro privado, pero no me importa pagarlo al contado cada vez que vaya. Me quedo más tranquila, se ve mejor, y el trato y el cariño es más bueno. A mi me gusta más y mira qué cosas pero muchos medicos de la ss, tienen sus consultas privadas por las tardes. Yo creo que ponen el chip de "vamos a encontrarnos a gente desagradecida" y es normal que no sean como en las privadas, que vas con el dinero por delante.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Hola guapa! Madre mía, llevando dos y siendo de riesgo te tratan igual?? Entiendo perfectamente que busques revisiones privadas.
      Es una pena todo esto, porque es lo que reciben la mayoría de las mamás. Ojalá mejore pronto.
      Besote! Y cuidate muuuucho!

      Eliminar
  2. Yo sólo he ido por la SS porque me quedé embarazada sin esperarlo y no me hice seguro privado! La verdad es que la matrona es lo único bueno que saqué de allí... En las ecografias super secas y con el monitor girado. Pero en fin, al menos sí me dieron una foto en cada eco... En junio empezaré a buscar embarazo de nuevo y la verdad es que no sé si hacerme seguro privado.. Ains... La verdad es que según quien te toque no veas...
    Besotes! Te sigo y te añado a mi lista de blogs

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Las matronas, por lo que veo, suelen ser diferentes. Con la mía no tengo ninguna queja. Espero que todo cambie y vaya mucho mejor. Mucha suerte en tu búsqueda!

      Eliminar
  3. Por lo que veo he tenido más suerte que vosotras en la SS... Estoy ahora de 13 semanas y la semana pasada tuve mi primera eco con ellos. Mi doctora es encantadora, lo primero que hizo fue actualizar mi historia y comentarme mi analítica punto por punto. Luego pasamos al ecografo y nos explicó que primero miraría ella y luego nos comentaría y así fue. Nos explicó todo y nos dejó escuchar su corazón largo rato. Me daba golpes en mi barriga y decía: venga chiquitín! Qué tus papis vean como das volteretas! Me dio mil consejos y tb hasta mayo.. En salir me dio 8 fotos y salí de allí súper feliz. Supongo que depende de cada médico, aquellos que aman su profesión y entienden que llegamos allí asustadas y con ganas de saber saber y saber.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Me alegro mucho! Con gente así da gusto. Espero que siga todo igual de bien.

      Eliminar