viernes, 10 de octubre de 2014

Día malo

Hoy es uno de esos días que no me puedo permitir, uno de esos días en que lo veo todo negro. Me he levantado pensando en negativo y no sé como solucionarlo.

Anoche comencé a sentir molestias, de esas que la vez anterior me hicieron pensar que esto no había salido bien. Todo el mundo dice que, cuando quedas embarazada, las molestias son muy similares a las molestias previas a la regla, pero es dificilísimo sentirlo y no irte abajo.

Mi entorno no me está ayudando mucho. Cada vez estoy más convencida de que no lo tenía que haber contado. Nadie, nadie que no haya pasado por esto se puede hacer una idea de lo difícil que es. No ayuda ver gente que considero con cero empatía juzgándome directamente, echándome en cara mis cambios de humor y poniendo mala cara cada vez que realizo un mínimo comentario con el que sólo busco un poco de apoyo, de cariño. Y es que no sabéis lo sola que me siento al no comprender como nadie es capaz de entender lo que estoy pasando. 

Nunca en mi vida he necesitado la ayuda de nadie, no me comprendáis mal, pero ver la frialdad que me rodea, es duro. Me he embarcado en esto sola y soy muy consciente, estoy muy orgullosa de ello, pero la decepción que me he encontrado ha sido impresionante. 

Lo tengo muy claro, sólo me voy a rodear de cosas y personas positivas. La gente que realmente me quiere está a mi lado, el resto no debe importarme. 

Hoy hace 8 días de la última inseminación, mientras voy escribiendo me voy recordando a mi misma lo pronto que es para pensar cualquier cosa con antelación. Como he dicho, me he levantado muy negativa y mi lucha hoy va a ser cambiar eso. 

2 comentarios:

  1. Veras preciosa cm vas a tner suerte!! Un besito

    ResponderEliminar
  2. Lo seguiré intentando hasta conseguirlo, no me queda otra. Un beso!

    ResponderEliminar